Gazpacho Andaluz

Hoy os traigo una receta que hidrata, refresca y sacia el apetito, ya que es una fuente rica en oligoelementos, sales minerales y otros nutrientes.
— Los ingredientes que necesitamos son:
6 tomates maduros grandes y carnosos
2 pimientos verdes
1 pimiento rojo
1 pepino
½ cebolla
1 diente de ajo
2 rebanadas de pan del día anterior (sin corteza)
aceite de oliva virgen extra
vinagre de Jerez
agua y sal.

—Pasos a seguir:
1-Ponemos en remojo las rebanadas de pan. Se colocan en un cuenco con agua hasta cubrirlas, añadiéndoles un poco de sal y aceite y lo reservamos.
2-Pelar y trocear los tomates, los pimientos, el pepino, la cebolla y el ajo. A los pimientos se les quita las semillas. Mezclar todos los ingredientes.

3-En la batidora eléctrica, colocamos la mezcla de ingredientes (en una tanda o en varias tandas), añadimos un poco de agua y trituramos hasta conseguir una crema.
4-Añadimos ahora el pan remojado, el vinagre y turbinamos nuevamente hasta conseguir que todo esté bien fino y emulsionado.

5-Incorporamos agua fría y mezclamos bien. Llegado a este punto, debemos comprobar el punto de sal y vinagre.
*Añadir más agua si fuera necesario. El gazpacho debe quedar con una textura de crema líquida.
*Introducimos el gazpacho en la nevera para tomarlo fresquito y en el momento de servir rociamos con un chorrito de aceite de oliva virgen extra.

-Pasos opcionales:
Le podemos añadir huevo cocido, pepino, pimiento verde, cebolla, o incluso jamón serrano, todos ellos servidos en recipientes individuales para que el comensal pueda servirse a su gusto.
Para reducir el efecto ácido producido por el tomate, se puede añadir, en el momento de batir los ingredientes, un par de zanahorias, las cuales, además contribuyen a mejorar el aspecto visual del gazpacho.

-Información Nutricional
Esta receta te proporcionara una explosión de vitaminas, ya que el gazpacho andaluz es fuente de belleza para el cuerpo. Ayuda a hidratar y proteger la piel, gracias a su alto contenido en agua y betacarotenos (pigmentos vegetales de color anaranjado o rojizo, precursores de la vitamina A) esencial para proteger la piel y para prevenir algunos tipos de cáncer. Por ello, es un plato ideal para el verano, cuando la piel está expuesta en exceso a agentes agresivos como el sol, el cloro, etc.
Contiene una larga lista de minerales, como fósforo, hierro, calcio, magnesio, manganeso, zinc, cobre, potasio y sodio.
Además de refrescante, es un plato energético gracias a la presencia del aceite de oliva y del pan .

 


 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s