Blog

Salmón al horno con patatas y verduras.

Ingredientes para 4 personas:

  • 4 Trozos de Salmón
  • 1 Tomate
  • 1 Pimiento rojo grande
  • 2 Pimientos verdes
  • 1 Cebolla
  • 4 Dientes de Ajo
  • 1 Chorro de Vino blanco
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • 1 Puñado de Perejil
  • 4 Patatas grandes

Pasos a seguir (duración 1h y 30m):

  1. Precalentar el horno a 180-200ºC por arriba y por abajo y de mientras, pelar y cortar las patatas en rodajas finas, de tal manera que las colocamos cubriendo la base de la bandeja de horno previamente untada en aceite y luego las salamos un poco por encima.
  2. A continuación, lavamos y cortamos los pimientos rojo y verdes a tiras y los colocamos encima de la bandeja del salmón al horno con patatas. También espolvoreamos un poco de sal por encima.
  3. Luego pelamos y cortamos la cebolla en juliana, la colocamos también en la bandeja y salamos. Esta verdura combina muy bien con el salmón al horno y le da un toque dulce muy bueno.
  4. Seguidamente, hacemos lo mismo con el último ingrediente del salmón al horno con verduras: el tomate. Lo lavamos bien y lo cortamos en gajos que esparcimos por la bandeja.
  5. Después pelamos los ajos y los metemos en la trituradora junto con un puñado de perejil al gusto. Puedes utilizar perejil seco o fresco, como tú veas, pero si es fresco mucho mejor. Entonces trituramos esto y añadimos el chorro de vino blanco a ojo y una buena cantidad de aceite de oliva. Este será el aliño de nuestro salmón al horno con patatas y verduras.
  6. Ahora aliñamos las verduras del salmón al horno con patatas con un poco de la mezcla anterior y horneamos las verduras unos 45-60 minutos hasta que estén bien hechas.
  7. Cuando le quede poco tiempo a las verduras para que estén hechas, añadimos los lomos de salmón a la bandeja, aliñamos de nuevo con el resto de la mezcla que nos quedaba y volvemos a meter de nuevo la bandeja en el horno unos 10-15 minutos, o hasta que veas que el salmón empieza a dorarse.
  8. Una vez el salmón empiece a dorarse, retira la bandeja y sirve tu salmón al horno con patatas y verduras bien caliente. Si te gusta que el pescado esté muy hecho, entonces deja que acabe de dorarse del todo en el horno, pero sino, en este punto ya estará hecho por dentro pero no quedará seco. ¡Qué aproveche!

 

Esta receta la podemos acompañar con una crema de verduras  y tendriamos una recetas rica en proteinas, carbohidratos y grasas saludables.

 

Ensalada de pasta

Esta semana os traigo una comida para llevar rápida y fácilpero sin renunciar a lo sano:

Ingredientes para Ensalada de pasta:

300 g. atún en conserva
200 g. pasta seca (os recomiendo macarrones, normales o finos)
2 zanahorias ralladas
4 huevos c
3 tomates
125 g. maíz dulce
100 g. aceitunas sin hueso
100 g. pimiento rojo
125 ml. aceite de oliva virgen extra
100 g. de queso curado rallado
Vinagre balsámico
2 cucharadas de orégano seco
Sal (al gusto)

PREPARACIÓN:
1-Cocemos la pasta en abundante agua con sal durante el tiempo que indique el fabricante. El tiempo de cocción dependerá del tamaño de la pasta que empleemos y de la marca. Así que lo mejor es guiarnos por lo que nos indica el paquete. Escurrimos la pasta una vez cocida, y refrescamos con agua fría para cortar la cocción. Volvemos a escurrir y reservamos.
2-El siguiente paso será cocer los huevos camperos. Cubrimos con agua fría un cazo o cazuela pequeña y los cocemos 12 minutos a partir de la ebullición. No debemos cocerlos más tiempo ya que se forma un halo oscuro de color verdoso. Queda alrededor de la yema desagradable a la vista, escurrimos y reservamos. Con estas indicaciones os tienen que quedar perfectos.
3-Rallamos las zanahorias y las rociamos con un chorrito de vinagre para evitar que se oxiden y oscurezcan. Cortamos el pimiento rojo en trocitos pequeños. Reservamos.
4-Troceamos el tomate en pedazos más o menos grandes, según el gusto de cada uno. Si los tomates son de calidad mucho mejor. Si no es así conseguiremos un mejor resultado y sabor con este pequeño truco. Lo mejor es pelar los tomates en la ensalada, trocearlos antes e incorporarlos a la ensalada.

Os dejo un video donde podeís ver como se realiza:

 

 

Gazpacho Andaluz

Hoy os traigo una receta que hidrata, refresca y sacia el apetito, ya que es una fuente rica en oligoelementos, sales minerales y otros nutrientes.
— Los ingredientes que necesitamos son:
6 tomates maduros grandes y carnosos
2 pimientos verdes
1 pimiento rojo
1 pepino
½ cebolla
1 diente de ajo
2 rebanadas de pan del día anterior (sin corteza)
aceite de oliva virgen extra
vinagre de Jerez
agua y sal.

—Pasos a seguir:
1-Ponemos en remojo las rebanadas de pan. Se colocan en un cuenco con agua hasta cubrirlas, añadiéndoles un poco de sal y aceite y lo reservamos.
2-Pelar y trocear los tomates, los pimientos, el pepino, la cebolla y el ajo. A los pimientos se les quita las semillas. Mezclar todos los ingredientes.

3-En la batidora eléctrica, colocamos la mezcla de ingredientes (en una tanda o en varias tandas), añadimos un poco de agua y trituramos hasta conseguir una crema.
4-Añadimos ahora el pan remojado, el vinagre y turbinamos nuevamente hasta conseguir que todo esté bien fino y emulsionado.

5-Incorporamos agua fría y mezclamos bien. Llegado a este punto, debemos comprobar el punto de sal y vinagre.
*Añadir más agua si fuera necesario. El gazpacho debe quedar con una textura de crema líquida.
*Introducimos el gazpacho en la nevera para tomarlo fresquito y en el momento de servir rociamos con un chorrito de aceite de oliva virgen extra.

-Pasos opcionales:
Le podemos añadir huevo cocido, pepino, pimiento verde, cebolla, o incluso jamón serrano, todos ellos servidos en recipientes individuales para que el comensal pueda servirse a su gusto.
Para reducir el efecto ácido producido por el tomate, se puede añadir, en el momento de batir los ingredientes, un par de zanahorias, las cuales, además contribuyen a mejorar el aspecto visual del gazpacho.

-Información Nutricional
Esta receta te proporcionara una explosión de vitaminas, ya que el gazpacho andaluz es fuente de belleza para el cuerpo. Ayuda a hidratar y proteger la piel, gracias a su alto contenido en agua y betacarotenos (pigmentos vegetales de color anaranjado o rojizo, precursores de la vitamina A) esencial para proteger la piel y para prevenir algunos tipos de cáncer. Por ello, es un plato ideal para el verano, cuando la piel está expuesta en exceso a agentes agresivos como el sol, el cloro, etc.
Contiene una larga lista de minerales, como fósforo, hierro, calcio, magnesio, manganeso, zinc, cobre, potasio y sodio.
Además de refrescante, es un plato energético gracias a la presencia del aceite de oliva y del pan .

 


 

 

Crema de verduras para una cena ligera

Soy una apasionada de las cremas, cada día más. Hoy os traigo una receta de crema de  verduras perfecta para la gente que no le gusta mucho la verdura. Es una crema de verduras light ya que no lleva nada de nata, ni leche, solo caldo y verduras de temporada.

Eso es lo bueno de esta crema, que dependiendo de la temporada nos saldrán diferentes tipos de cremas de verduras. Podéis usar las verduras que más os gusten, no tienen porque ser las que yo pongo aquí, aunque os recomiendo seguir esta receta de crema de verduras ya que sale muy rica y cremosa.

Ingredientes crema de verduras

  • 2 puerros
  • 1 rama de apio
  • 1 patata
  • 2 zanahorias
  • 1 manojo de acelgas
  • 1 calabacín
  • Caldo de verduras o agua
  • Comino
  • Sal
  • Pimienta

Cómo hacer crema de verduras

1.- Comenzamos limpiando bien las verduras y pelándolas (las que lo necesiten). Las partimos en trozos medianos y las ponemos a pochar en aceite (todas menos las acelgas).

2.- 15 minutos después agregamos las acelgas limpias y cortadas. Cubrimos de caldo de verduras o de agua. Yo recomiendo cubrirlo con caldo de verduras porque le dará mucho más sabor. También podemos sustituir el caldo de verduras por caldo de pollo ya que el toque es diferente pero muy bueno igualmente. Cocemos durante 1 hora sin olla express y unos 16 minutos en olla express.

3.- Una vez cocido, lo pasamos todo por una batidora y seguidamente por un colador si lo queremos  un puré de verduras que  sea más espeso y menos fino. Además pasándola por el colador evitaremos todas las posibles hebras que puedan tener las verduras.